domingo, 14 de octubre de 2012

Era ella, y si no era ella, con ninguna más.

Una pequeña historia basada en sentimientos reales aunque, con hechos, no del todo reales, que espero que les guste.

Era ella, y si no era ella, con ninguna más.


7 comentarios:

Srta. Albaricoque dijo...

Pero, ¿qué es lo que le dijo Rachel?

D. Nadie dijo...

Que se alejara de él. Gracias por leerlo ^^

patricia piruletadecorazon dijo...

Algún día yo y toda la gente que lea esto nos tendrán que pellizcar,pero bien fuerte, porque con cada palabra que esconde amor, tristeza, y tanto sentimiento, no sabremos si estamos en la realidad o estamos soñando. Leer cosas así que salgan de ti, es como estar en Nunca Jamás o en alguno de esos lugares que nada importa. Esto es magia en cada rincón, en cada nota de la música y sobre todo tu mismo eres el más especial, por hacernos soñar de este modo.

No hay palabras, de verdad.
Abrazos.

Pain and suffering dijo...

Franco.. Dios mío, que cosa tan... joder, sin palabras...
Se me ha hecho un nudo en la garganta de la impotencia del pobre Teo... debe ser tan doloroso saber eso :/ me pongo en el lugar de que a alguien le haya pasado algo parecido y me derrumbo :/

Cuantísimas emociones y sentimientos hay en tus palabras... Franco, de verdad te digo que lo tuyo es escribir y transmitir, que tienes que luchar por tus sueños porque si uno de ellos es publicar algún libro, lo conseguirás. Y yo lo sé y mucha más gente de lo que crees también. Y debo decir que si publicases algún libro.. sería la 1ª en comprarlo porque sería lo más cercano que tendría de ti, franquito. Porque oye, que sepas, que aunque ahora hablemos muy muy poquito... sigo teniendo ganas de conocerte y abrazarte porque eres una de las poquitas personas que mejor me ha entendido en mi vida.

Un beso enorme y de verdad.. sigue así.

p.d: Sonríe como si te estuvieran tomando una foto, lo mereces :)

Anónimo dijo...

Exijo final feliz.

D. Nadie dijo...

Siento decirte que no lo hubo... :) Gracia por leerla ^^

Laquepasaporaquí dijo...

Esta noche estoy en ese puente, mirando a ese río, admirando esa ciudad, y no puedo evitar acordarme de esta historia. Es parecida a la que intento olvidar, y por eso estoy ahí. Gracias por escribir textos tan hermosos como este, eres arte.