domingo, 10 de julio de 2011

¡Como Peter Pan!



Hoy me levanté de mi cama y no pude evitar pensar en ti. De repente me sentí como Peter Pan, podía volar, mi sombra se fue de mi lado, y ¿sabes dónde la encontré? A tu lado. No sé como pude volar, porque Campanilla no me había echado los polvos mágicos, supongo que con sólo pensar en ti, ya puedo volar y tocar el Cielo. Sí, cuando pienso en ti puedo hacer de todo, hasta lo imposible, puedo viajar al país de nunca jamás, puedo girar en la segunda estrella a la derecha, volando hasta el amanecer y llegar hasta allí sólo pensando en ti. Porque tu eres la que hace que levantarme valga la pena, pero también eres la que hace que no quiera despertarme para seguir soñando contigo, porque por ti subiría en bicicleta al Cielo y bajaría sin frenos.
de: Saboreando el Cielo.

6 comentarios:

Pain and suffering dijo...

ay *-*
me ha encantado!
Texto tuyo? madre mía.. que bonito (:
un besito!

SMSC dijo...

Que cosa más tierna. A mi es que todavía las historias de Peter y Campanilla me siguen volviendo loca :$

patricia piruletadecorazon dijo...

me encanta :$

Claudia dijo...

ya te dije que me encantaba... pero te lo vuelvo a repetir:)

Cathiie dijo...

me gusta tu blog, te sigo. Te dejo el mio por si te apetece pasarte, comentarme y seguirme y demas.
elchicodelsombreromagico.blogspot.com
un besazo!^^

Discordancia número 25. dijo...

Tu blog me parece muy interesante! Un besazo :)