domingo, 6 de febrero de 2011

...

Ayer por la noche cerré los ojos y lo primero que vino a mi cabeza fueron tus ojos. No sé por qué, pero vi ese brillo tan penetrante en mi cabeza y sentí cómo me quemaban por dentro. Después, como un rayo de rápido, escuché el sonido de tus cuerdas vocales riéndose, y mi piel se erizo por completo, escalofríos, sentí un agujero oscuro en mi estómago. De pronto recordé nuestras manos juntas, sentí ese sudor en las manos de cuando las teníamos juntas. Y ahora sé que no volveré a sentir ninguna de esas cosas.


3 comentarios:

I don't wanna give up! dijo...

Muy bonito, te sigo.

Marilyn dijo...

Es preciosa. Me gusta mucho tu blog. Pásate por el mío si quieres :)
http://esperanzasperdidasagain.blogspot.com

Don Nadie dijo...

Claro que si :) te sigo! muchas gracias jaja